¿Por qué los que se llaman José reciben el apelativo de “Pepe” y los que se llaman Francisco, “Paco”?

A los “José” se les suele llamar “Pepe” por causa directa de José de Nazaret, esposo de la Virgen María según la religión cristiana. Como bien sabemos lo que dicta este dogma, podríamos decir que José era el “padre” adoptivo de Jesús, ya que ejercía como tal sin serlo realmente.

Pues bien, según la Iglesia católica, el término correcto para designar esta relación era “padre putativo” o pater putatibus, en latín.

Más tarde, y en virtud de las siglas de esta expresión (PP), todas aquellas personas que se llamaban José acabaron recibiendo el hipocorístico de “Pepe”.

Representación pictórica de San José, Jesucristo y la Virgen María.

Por otra parte, el nombre de “Paco” proviene de Francisco, y su origen es el siguiente:

También procede de la tradición cristiana, en este caso, de San Francisco de Asís, fundador de la orden religiosa de los monjes franciscanos. Este santo, dentro de su orden monacal, se hacía llamar Pater Comunitas (en latín, literalmente, Padre de la Comunidad).

Cogiendo las dos primeras letras de cada palabra (PA – ter ; CO – munitas) y uniéndolas, el resultado acaba siendo “PACO”, acrónimo de la titulatura Pater Comunitas.

Con el tiempo, y al igual que pasó con “Pepe”, empezó a llamarse “Paco” a las personas que en realidad se llamaban Francisco.

San Francisco de Asís, representado en una pintura al óleo de José de Ribera

4 COMENTARIOS