CargandoGUARDAR COMO FAVORITO
Mosaico que representa a Marco Polo.

El Libro de las Maravillas del Mundo es considerado el primer gran libro de viajes. Pocos libros hay con un título tan sugerente y atractivo. El autor, el célebre Marco Polo, era conocido como Millione, respecto a lo cual, Juan Antonio Cebrián observa que lo más probable es que el apelativo provenga del diminutivo de uno de los nombres del viajero y mercader veneciano: Emillione. Ahora bien, es también extendida la versión según la cual Millione significaría en la época mentiroso o contador de fábulas exageradas.

La exactitud en la veracidad historiográfica y el adorno literario de las crónicas contadas en el libro no suponen una deficiencia o degeneración del relato. Antes bien, gracias a esto nos podemos sumir de mejor manera en las experiencias vividas por Marco Polo. Es un texto escrito en francés provenzal, y las descripciones relativas a la organización política y administrativa de los territorios visitados hay quien las considera en ocasiones pesadas. Sin embargo, el relato sobre el mundo oriental, los episodios bélicos, los acontecimientos religiosos y las relaciones comerciales, resultan fascinantes y evocadoras en imágenes y en imaginación.

El libro fue escrito por Rustichello de Pisa, el cual coincidió con Marco Polo en la cárcel por el conflicto entre Venecia y Génova. Se cree que Marco Polo le dictó sus experiencias, y Rustichello lo escribió dándole sentido y forma literaria. En él se describieron paisajes exóticos, artefactos y relaciones desconocidas hasta ese momento por el mundo europeo, como la pólvora.

De lo que no cabe duda es que Il Millione, como se conocía al libro, despertó la pasión por el viaje y motivó futuras expediciones, así como estimuló intelectual y literariamente a exploradores y humanistas. Concluimos con la afable idea de Cebrián que valora la audacia y el entusiasmo de Il Millione por hacer del mundo un lugar fascinante, digno de ser explorado y vivido con pasión. Según Cebrián, Marco Polo al final de sus días, lejos retractarse, afirmó: “no he contado ni la mitad de lo que vi, porque nadie me habría creído”.

 

 

Bibliografía

Cebrián, J. A. Pasajes de la Historia. Ed. Planeta, 2009: Madrid.

Marco Polo, Libro de las maravillas del mundo. Ed. Cátedra, 2008: Madrid.