En el anterior vídeo hemos seleccionado citas de 4 prestigiosos historiadores e hispanistas anglosajones, ya que la Leyenda Negra suele ser muy utilizada por los enemigos históricos de España y muy especialmente ha calado en el pensamiento anglosajón.

En 1899 Emilia Pardo Bazán y en 1909 Vicente Blasco Ibáñez parece que fueron los primeros en emplear el término “leyenda negra”, aunque el gran difusor del término es Julián Juderías que publica en 1914 el libro titulado “La leyenda negra y la verdad histórica: contribución al estudio del concepto de España en Europa, de las causas de este concepto y de la tolerancia religiosa y política en los países civilizados”.

Julián Juderías fue el primero en dotarle de significado al término y así lo definió:

“[…] el ambiente creado por los relatos fantásticos que acerca de nuestra patria han visto la luz pública en todos los países, las descripciones grotescas que se han hecho siempre del carácter de los españoles como individuos y colectividad, la negación o por lo menos la ignorancia sistemática de cuanto es favorable y hermoso en las diversas manifestaciones de la cultura y del arte, las acusaciones que en todo tiempo se han lanzado sobre España fundándose para ello en hechos exagerados, mal interpretados o falsos en su totalidad, y, finalmente, la afirmación contenida en libros al parecer respetables y verídicos y muchas veces reproducida, comentada y ampliada en la Prensa extranjera, de que nuestra Patria constituye, desde el punto de vista de la tolerancia, de la cultura y del progreso político, una excepción lamentable dentro del grupo de las naciones europeas.”

La leyenda negra es ese conjunto de propaganda anti-española que se extendió por Europa a partir del siglo XVI. Ha habido numerosos intentos de desmitificar toda esa leyenda falseada y exagerada que se ha escrito sobre el imperio español.

Así definió la Leyenda Negra Julián Marías en 1985 en su obra España inteligible: 

“La Leyenda Negra consiste en que, partiendo de un punto concreto, que podemos suponer cierto, se extiende la condenación y descalificación de todo el país a lo largo de toda su historia, incluida la futura. En eso consiste la peculiaridad original de la Leyenda Negra. En el caso de España, se inicia a comienzos del siglo XVI, se hace más densa en el siglo XVII, rebrota con nuevo ímpetu en el XVIII —será menester preguntarse por qué— y reverdece con cualquier pretexto, sin prescribir jamás.”

[amazon_link asins=’8420688959,8490606285,8491041826′ template=’ProductCarouselPers’ store=’academiaplay-21′ marketplace=’ES’ link_id=’aa1aec58-bf0a-4f97-9b12-df76bbdd2cfe’]