CargandoGUARDAR COMO FAVORITO

Sir Winston Leonard Spencer Churchill es uno de los políticos más influyentes de la historia. Destacó especialmente por ser un excepcional estadista y un excelente orador con una rara dicción. Dejó para la historia gran cantidad de frases que siguen recorriendo los escenarios políticos y cotidianos en la actualidad. Este carismático y polémico Primer ministro del Reino Unido fue uno de los grandes líderes políticos de todos los tiempos, sobre todo en los momentos bélicos. Por la influencia de sus consideraciones, su estilo y su escritura fue galardonado con el Premio Nobel de Literatura en el año 1953 y en Estados Unidos lo nombraron ciudadano honorario. La fuerza de sus citas sigue sin dejar indiferente a nadie.

Ilustración de Eduardo Simon.

 

1. “Desde Stettin en el Báltico hasta Trieste en el Adriático, un telón de acero ha descendido sobre el continente europeo. Tras esta línea se encuentran todas las capitales de las antiguas naciones de la Europa central y oriental. Varsovia, Berlín, Praga, Viena, Budapest, Belgrado, Bucarest y Sofía, todas estas famosas ciudades y las poblaciones de sus alrededores descansan en lo que debo llamar la esfera soviética […].”

Fragmento del discurso Ha caído un telón de acero en Westminster College el 5 de marzo de 1946. El término “telón de acero” lo popularizó Winston Churchill, el cual se refería a la división de Europa en dos facciones ideológica y políticamente enfrentadas. Los bloques eran el socialista y el capitalista, liderados por la Unión Soviética y Estados Unidos, respectivamente. La partición política e ideológica también fue de carácter económico y militar, quedando esta última plasmada en la posterior constitución de la Organización del Tratado del Atlántico Norte en 1949 y el Pacto de Varsovia en 1955. La expresión fue usada con anterioridad, en 1945, por Joseph Goebbels en el periódico Das Reich. El Ministro de Propaganda Nazi dijo que si los alemanes se rendían, entonces la URSS ocuparía el este europeo y buena parte del Reich debido a los acuerdos entre Stalin, Churchill y Roosevelt. De este modo –seguía comentando Goebbels– caerá ein eiserner Vorhang (un telón de acero o cortina de hierro) tras el que “las naciones serán degolladas”.

 

2. “¿Qué clase de silencio es ese? En unos países es el silencio de la espera; en otros, el del miedo. Escuchad, escuchad atentamente. Creo oír algo… Sí, estoy seguro, es eso. ¿No lo oís? Ese rumor de los ejércitos que desfilan por la explanadas de maniobras, y que atraviesan los campos encharcados por la lluvia; es el rumor de dos millones de soldados alemanes y de más de un millón de italianos. No es sorprendente que reine el silencio entre los vecinos de Alemania e Italia: estos países se están preguntando cuál de ellos será el primero en ser liberado…”

Así contestó Churchill el mes de agosto del año 1939 cuando Thomas Inskip dijo que la guerra era algo imposible. En ese momento, Thomas Inskip ocupaba el cargo de Secretario de Estado de Asuntos de los Dominios (Secretary of State for Dominion Affairs) y el Primer Ministro era Neville Chamberlain. Inmediatamente después, el 1 de septiembre del mismo año, Alemania invade Polonia y el 3 de ese mes Neville Chamberlain anuncia oficialmente que el Reino Unido entra en el conflicto bélico de la Segunda Guerra Mundial.

 

3. “No tengo nada que ofrecer, excepto sangre, sudor, lágrimas y esfuerzo.”

Fragmento de su primer discurso en el cargo de jefe del Gobierno británico en la Cámara de los Comunes en mayo de 1940. Este discurso lo pronuncia tres días después de que Alemania empezara su ofensiva en Occidente.

 

4. “Nosotros defenderemos nuestra isla, lucharemos en las playas, lucharemos en los campos de aterrizaje, lucharemos en los campos y las calles, lucharemos en las colinas; y… nosotros nunca nos rendiremos.”

Declaración de Churchill en la Cámara de los Comunes el 4 de junio de 1940. Este testimonio responde a la intención de Hitler de invadir Gran Bretaña con la Operación León Marino. El plan no llegó a realizarse, sin embargo, la amenaza fue real y los preparativos de ambos bandos fueron intensos. Churchill expresa la necesidad de luchar incluso sin contar con el apoyo de otros países. Además, estaba informando sobre la ocupación nazi del norte de Francia, Holanda y Bélgica.

 

5. “De lo que estoy absolutamente seguro es de que, si comenzamos una discusión entre el pasado y el presente, descubriremos que hemos perdido el futuro.”

Fragmento del discurso La mejor hora en la Cámara de los Comunes el 18 de junio de 1940. Este discurso ha sido calificado como uno de los mejores en lengua inglesa. El discurso tuvo una duración de 36 minutos y concluye diciendo “Preparémonos para nuestros deberes y no dudemos de que si el Imperio Británico dura unos mil años, los hombres del futuro dirán: aquella fue su mejor hora”. Churchill pronunció estas palabras habiendo sido elegido Primer Ministro solamente seis semanas antes. Se trata de un llamamiento a los ingleses para la participación en la confrontación contra Alemania.

 

6. “Lamento la agonía de Rusia, pero los rusos mismos han tejido su destino dejando las manos libres a Hitler en Polonia. También ellos mismos se han privado de un segundo frente, dejando destruir al Ejército francés. Si nosotros hubiéramos sido destruidos en agosto de 1940 ellos se habrían quedado más que indiferentes.”

Fragmento de una carta a sir Stafford Cripps en 1941. Stafford Cripps perteneció al Partido Laborista y defensor de un frente único contra el fascismo. Churchill, del Partido Conservador, nombró a Cripps embajador en la Unión Soviética con la intención de llegar a pactos con Stalin para combatir a Hitler. El laborista difundía el esfuerzo soviético en la guerra y pretendió un acercamiento más estrecho, lo cual Churchill no compartía pues no mantuvo más que un acuerdo táctico en la guerra. El papel de Cripps fue clave en las relaciones entre los soviético y los occidentales, especialmente en el momento en el que la Unión Soviética fue atacada por los nazis en 1941. A esto hace referencia la cita.

 

7. “¿Para qué engañar a la nación? ¿Para qué sirve el parlamento, si no es el lugar en el que se pueden hacer declaraciones ciertas ante el pueblo?”

Fragmento del discurso Los frutos amargos de Munich en la abadía de Waltham el 14 de marzo de 1939.

 

8. “Muchas formas de gobierno han sido probadas y se probarán en este mundo de pecado e infortunio. Nadie pretende que la democracia sea perfecta u omnisciente. En verdad, se ha dicho que es la peor forma de gobierno excepto todas las demás formas que han sido probadas en su oportunidad.”

Fragmento de un discurso pronunciado en la Cámara de los Comunes el 11 de noviembre de 1947.

 

9. “Un fanático es alguien que no puede cambiar de opinión y no quiere cambiar de tema.”

Esta frase es recogida por Katherine Murphy Halle en Irrepressible Churchill: Stories, Sayings and Impressions of Sir Winston Churchill. También Evan Esar en Esar’s Comic Dictionary.

 

10. “No desesperen, no se rindan ante la violencia ni la tiranía; sigan adelante y mueran, si es preciso, antes que dejarse vencer.”

Fragmento del discurso Esta victoria es de ustedes pronunciado desde el balcón del Ministerio de Sanidad en mayo de 1945.

 

11. “El socialismo es la filosofía del fracaso, el credo de la ignorancia y la doctrina de la envidia.”

Frase pronunciada en la Conferencia Unionista de Escocia en Perth, el 28 de mayo de 1948.

 

Algunas frases polémicas:

12. “Señora podré estar borracho, pero por la mañana estaré sobrio y usted seguirá siendo fea.”

Así respondió Churchill después de que Bessie Braddock lo acusara de estar borracho. Bessie Braddock fue una política del Partido Laborista que ganó reputación por sus campañas a favor de políticas sociales. También fue conocida por hacer denuncias agudas, usar un lenguaje llano y directo (y, a veces, irrespetuoso) y ser agresiva en sus intervenciones. En una ocasión llamó “blasted rat” a un político contrario y, en otra, dijo que estaba dispuesta a usar una ametralladora contra la mayoría Tory. En esta ocasión fue respondida por Churchill con igual desprecio. No obstante, no hay pruebas fiables de que esta riña ocurriera.

 

13. “No acepto… que se haya hecho un gran mal a los Pieles Rojas de América, o a los negros de Australia… por el hecho de que una raza más fuerte, una raza de más alta graduación… haya llegado y ocupado su lugar.”

Declaración de Churchill en la Comisión Real sobre Palestina en 1937.

 

14. “Es alarmante y nauseabundo ver cómo el Sr. Gandhi, un abogado sedicioso de M.T., haciéndose ahora el fakir, de esos tan conocidos en Oriente, trepa semidesnudo las escalinatas del palacio virreinal mientras sigue organizando y dirigiendo una campaña de desobediencia civil, para parlamentar de igual a igual con el representante del Rey Emperador.”

Declaración de Churchill sobre el encuentro entre Gandhi y el Virrey de la India en 1931.

 

15. “No entiendo estos remilgos contra el uso del gas. Estoy completamente a favor de usar gases venenosos contra las tribus incivilizadas.”

Declaración realizada durante su presidencia del Consejo del Aire.