FavoriteAñadir a favoritos

La National Gallery de Londres representa una parte fundamental del patrimonio artístico del país.

El origen del museo se encuentra en 1824. Pero no fue hasta Abril de 1838 cuando se decidiría la última ubicación en la que se encontraría la National Gallery, que es la que se mantiene en la actualidad. El edificio de Trafalgar Square fue fuertemente criticado en su origen, pero constituye en la actualidad una referencia nacional.

La pinacoteca posee obras de gran valor que van desde el siglo XIII hasta 1900 aproximadamente. Sin embargo, la característica principal de la galería, y por la que alcanza su fama mundial, es por sus colecciones renacentistas italianas y las de pintura flamenca holandesa.

En este artículo revisaremos 10 de las mejores obras de la National Gallery que no puedes dejar de ver si vas a visitarlo.

Virgin-of-the-Rocks

Self-portrait at the age of 34 | Rembrandt, 1640.

Rembrandt se encontraba en el mejor momento de su carrera cuando realizó esta obra, habiéndose convertido en el pintor más célebre de Holanda.

Arnolfini-Portrait

The Arnolfini Portrait | Jan Van Eyck, 1434.

Van Eyck presenció el enlace matrimonial entre los Arnolfini, pareja de la alta sociedad italiana. El pintor reflejó detalladamente cada elemento de la escena, cargándola de simbolismo.

Venus-and-Mars

Mars and Venus | Botticelli, 1483.

Se trata de una de las obras mitológicas más valoradas del pintor renacentista. El cuadro representa el triunfo innegable del amor frente a la guerra.

The-toilet-of-Venus

The Rokeby Venus | Diego de Velázquez, 1647.

Existen todo tipo de leyendas en torno a esta obra. Los expertos aún no han podido descifrar con exactitud quién es la mujer desnuda que aparece representada en el cuadro

Sunflowers

Sunflowers | Vincent Van Gogh, 1888.

Van Gogh quería ser pupilo de Gauguin, pintor vanguardista, y pinto la serie de cuadros de Los Girasoles para impresionarle.

self-portrait-at-34

Self-portrait at the age of 34 | Rembrandt, 1640.

Rembrandt se encontraba en el mejor momento de su carrera cuando realizó esta obra, habiéndose convertido en el pintor más célebre de Holanda

Madonna-of-the-Pinks

The Madonna of the Pinks | Raphael, 1506.

El pintor renacentista Raphael representó en su obra a una Virgen María más terrenal y cercana de lo que se acostumbraba en la época. La composición está inspirada en una obra de da Vinci llamada “Madona Benois”.

Los-grandes-bañistas

Bathers (Les Grandes Baigneuses) | Paul Cézanne, 1900-1905.

Cézanne pasó su última etapa artística muy centrado en el tema del desnudo femenino enmarcado en un paisaje. Pese a ello, al artista no le gustaba emplear modelos desnudos, de modo que todo lo que pintó sobre ello lo hizo desde su imaginación.

Bathers-at-La-Grenouillere

Bathers at La Grenouillère | Claude Monet, 1869.

Monet es uno de los máximos representantes de la pintura Impresionista. Este cuadro es un gran ejemplo de lo que depararía esta corriente. Además, lo realizó junto a Renoir, quien pintó la misma escena desde su propia visión artística.

Dama-virginal

A Young Woman standing at a Virginal | Johannes Vermeer, 1670-1672.

El pintor, en cuyas obras acostumbra a emplear el color de un modo sublime, reduce su paleta conscientemente para la elaboración de esta pieza. La exactitud con la que están plasmados los detalles dan un resultado casi fotográfico.

Comentarios